Santa Dympna, la patrona de este sitio.

Santa Dympna, Virgen y Mártir, y los albores de la psiquiatría comunitaria

La tradición refiere que Dympna fue una princesa de Irlanda en el Siglo VII, hija de un rey pagano (Damon) y una dama cristiana (Odilla) que la dejó huérfana a edad temprana. La tradición también quiere que su padre, enloquecido por la viudez, haya reparado un día en su bella hija adolescente con libidinosos ojos. Atravesando el mar del Norte, acompañada de su confesor Gerebernus, santísimo varón, Dympna abandonó su tierra huyendo de los incestuosos impulsos paternos y recaló en lo que es hoy Bélgica, cerca de Amberes, en la villa de Gheel.

En el siglo XIII, alrededor de 1249, se escribió la primera historia de la santa, mandada por el obispo Guy de Cambrai y basada en la tradición oral enteramente. Existían en las afueras escarpadas de la aldea de Gheel dos tumbas conteniendo los esqueletos de dos personas, una mujer muy joven y un varón anciano. Llamaba la atención que se hallasen ambos decapitados. La leyenda quiere truculentamente que Damon, informado por sus esbirros, haya arribado hasta donde se ocultaba su hija y despechado ante la negativa de tornar ella a Irlanda, la acabase decapitando en un rapto de ira. Sus soldados descabezaron a Gerebernus pero rehusaron matar a la princesa.

Hase discutido la existencia histórica de la santa. Iterativos mitos sobre la furia incestuosa desatada hacia vírgenes cristianas recorren toda la edad media. Se ha pretendido identificar a Dympna con Davnet, otra santa perdida en la bruma de los tiempos del martirologio, irlandesa también, ratificando a Erin como tierra prolífica en santidades. No pasaría de borrosa y pintoresca narración la actual de no ser porque a partir del siglo XIII empezaron a peregrinar enfermos en busca de curación a la tumba de la santa: tal vez no por azar eran sobre todo epilépticos y enfermos mentales.

Inicialmente los enfermos pernoctaban en el interior de la iglesia dedicada a la santa enGheel. Prontamente el cupo exiguo obligó a erigir en terreno adyacente la “Siecken Kammer“, un ambiente donde los peregrinos transcurrían los nueve días de rigor para alcanzar el alivio de sus quebrantos por la merced de Santa Dympna. Al pasar los años era tanta la fe por las gracias concedidas que las caravanas de peregrinos engrosaron en modo tal que los orates llegaron a alojarse en casa de los mismos aldeanos. Y muchos permanecieron por siempre, sea para consolidar el milagro concedido, sea para esperar el milagro deseado.

Así se formaron, en tiempos tan remotos, los primordios de lo que podríamos llamar psiquiatría comunitaria. Centuria a centuria, la colonia fue tornándose numerosa. Los llamados “locos” eran primero observados para determinar la severidad de su mal o la peligrosidad de su conducta, y luego se destinaban a las familias según fuesen las características de cada hogar. Aunque hubo alguna época en que existió cierto dolo y hasta se subastaron orates en pos de las compensaciones monetarias que daban las familias adineradas por el cuidado de sus pacientes, la intervención estatal y eclesiástica ordenó el desenvolvimiento pacífico de la inusual y aleccionadora experiencia en Gheel: allí no había estigma ni rechazo pues los pacientes convivían en el seno comunitario por luengos siglos, dedicados al cultivo y la crianza de animales en un entorno natural y libre y desprejuiciado. Un interesante reportaje aparecido en The New York Times en 1875, atestigua tal prodigio, que se mantiene vital hasta hoy.

Actualmente existe un moderno hospital psiquiátrico en Gheel, heredero de la tradición poéticamente iniciada so la advocación de una adolescente santa y decapitada que podía curar a los desposeídos de su razón. Gheel es una ciudad de poco más de 30 000 almas y actualmente alberga a cerca de 500 pacientes que viven al cuidado de similar número de familias.

Las representaciones iconográficas de Santa Dympna la muestran con los atributos propios de su condición: diadema por haber sido princesa, el lirio por su virginidad, la espada con que fue decapitada, la Biblia con el trébol que representa a su tierra irlandesa y en una hoja del trébol el emblema de la tierra belga que la acogió. Ese pequeño demonio verde encadenado, sometido a sus pies, representa a la locura, que ella ha contribuído a domeñar.

Bajo su advocación de Santa Patrona y Protectora se acogen quienes sufren desórdenes nerviosos o neurológicos, enfermos mentales, epilépticos, dementes, lunáticos, orates, poseídos, así como asilos, manicomios y hospitales frenopáticos amén de psiquiatras y trabajadores de la salud mental. También protege a las víctimas de incesto y de violación, los sonámbulos, huérfanos, los fugitivos y las princesas. Su hálito legendario la destaca entrevarios otros santos dedicados a los que padecen dolencias mentales, pues ella misma intercede por su progenitor enloquecido y condenado. La fiesta de Santa Dympna se celebra el 15 de mayo.

ORACIÓN
Padre, nuestro Dios, que bondadosamente elegiste a Santa Dympna como Patrona de aquellos afligidos con problemas mentales y nerviosos. Ella es nuestra inspiración y un símbolo de caridad a los muchos que ruegan por su intercesión. Que a través de las oraciones de esta joven pura y mártir, puedan nuestros sufrimientos encontrar alivio y consuelo, especialmente por los que te pedimos (mencione aquellos por los cuales quiere pedir). Te suplicamos Padre, escuches las plegarias a nuestro nombre de Santa Dympna. Dale a aquellos por los que rezamos, paciencia en el sufrimiento y resignación con Tu voluntad. Llénalos con esperanza y dales el alivio y sanación que ellos tanto desean. Te lo pedimos por Jesucristo nuestro Señor, quien sufrió su propia agonía en el huerto. Amén.
Anuncios
  1. #1 por Mercedes el 13 abril, 2014 - 8:48 AM

    Gracias.

  2. #2 por Ruben Antonio Lopez Fernandez el 16 mayo, 2014 - 4:26 AM

    Me parece muy interesante la historia de esta santa y en especial su advocacion por las enfermedades mentales y trastornos neurologicos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Tarda en llegar, y al final, al final, hay recompensa... en la zona de promesas.

    Gustavo Cerati


  • Seguime en Twitter
  • ¡El cedro no tolera la maceta!

    Hölderlin


  • Se multiplicaron unos pequeños grupúsculoss restauracionistas; yo los llamo fundamentalistas. Como usted dijo, en este cúmulo de incertezas les dicen a los jóvenes: “Hacé asi y asá”. Entonces un pibe o una chica de diecisiete o dieciocho años se entusiasman, le meten para adelante en directivas de rigidez y, en verdad, les hipotecan la vida y a los treinta explotan. Porque no los prepararon para superar las mil y una crisis de la vida, incluso los mil y uno fallos que uno tiene, las mil y una injusticias que uno comete. No tienen elementos para conocer o entender lo que es la misericordia de Dios, por ejemplo. Ese tipo de religiosidad, bien rígida, se disfraza con doctrinas que pretenden dar justificaciones, pero en realidad privan de la libertad y no dejan crecer a la gente. En gran parte terminan en la doble vida.

    Cardenal Bergoglio (ahora Francisco)


  • Lo que eres habla tan fuerte, que no se te escucha lo que dices.

    R.W. Emerson


  • No es la presencia o ausencia de angustia, su calidad o incluso su cantidad lo que permite predecir la enfermedad o el equilibrio psíquico ulterior. Lo único significativo al respecto es la capacidad del Yo para dominar la angustia

    Ana Freud


  • Toda estructura narcisista necesita de alguien a quien frustrar.

    Berenstein


  • Los hombres inteligentes quieren aprender; los demás, enseñar.

    Antón Chéjov


  • Yo no soy un cristiano: Uds. tampoco. Pero yo sé lo que es el ser cristiano y Uds. no. Yo sé que no soy cristiano; Uds. no lo saben y se creen cristianos; y enseñan un cristianismo mitológico.

    S. Kierkegaard


  • Y del mismo modo que de cien cabezas huecas no se hace un sabio, de cien cobardes no surge nunca una decisión heroica.

    Adolf Hitler


  • Conozca todas las teorías. Domine todas las técnicas, pero al tocar un alma humana sea apenas, otra alma humana

    Carl G. Jung


  • Mira, no tengo tiempo para tales estudios (una leyenda local griega, cada uno puede remplazarla con algo de su interés objetivo....). Te diré por qué.... Antes debo conocerme a mí mismo, como dice la inscripción de Defos, y veo claramente el ridículo que significaría que yo, que aún carezco de ese conocimiento, me entregara a examinar cosas ajenas a él.

    Sócrates


  • Prefiero morir como un puma que vivir como una gallina.

    Cacique Huazihul


  • si te dibujo sin rostro es por que amo tu interior

    Miguel Mateos


  • Sometimes there's so much beauty in the worId. I feeI Iike I can't take it... and my heart... is just going to... cave in.

    American Beauty


  • Lo que hayas heredado de tus padres, adquiérelo, para poseerlo.

    Goethe


  • Cuando señales al cielo muchos estúpidos mirarán la punta de tu dedo

    Confusio


  • Judas no nos escandaliza. Pero imaginemos que a Judas lo hubieran encubierto los Apóstoles, disimulando sus afanos o la traición, o justificandola con el argumento de que "Dios escribe derecho con líneas torcidas": eso sería escandaloso.

    Ludovicus


  • La clase de filosofía que se elige, depende por tanto de la clase de hombre que se es: pues un sistema filosófico no es un mobiliario muerto que se puede rechazar o aceptar a nuestro antojo, sino que está vivificado por el alma del hombre que lo tiene.

    Johann Gottlieb Fichte


  • Stay hungry, stay foolish.

    Steve Jobs


  • Se puede adorar al verdadero Dios como si fuera un ídolo, y a un ídolo como si fuera el verdadero Dios.

    Sören A. Kierkegaard


  • Cuando se comienza a tener la costumbre de atender a los asuntos, se desprecian todas las teorías, empleándolas, como los geómetras, no para marchar en línea recta, sino para continuar en la misma dirección.

    Napoleón Bonaparte


  • Soy hombre, nada de lo humano me será ajeno

    Terencio


  • No puedo tolerar a las personas honradas a las que uno no puede acercarse sin miedo.

    Dostoievski


  • sólo me encuentro cuando de mí huyo

    Fernando Pessoa


  • Every man dies, not every man really lives

    William Wallace


  • Únicamente debe elegirse el atajo cuando estamos seguros de alcanzar íntegramente la meta [un hombre pleno] que buscamos en ese atajo. Y esta meta [el hombre pleno] no se podría alcanzar si al hombre no se le permitiese pecar [el atajo hacia el hombre pleno: coartar la libertad].

    Tomás de Aquino


  • He sufrido mucho en mi vida por causa de sacerdotes estúpidos, cansados, obnubilados y aun malvados; pero ahora sé lo bastante de mí como para ser consciente de que no debo abandonar la Iglesia (que para mí significaría abandonar la alianza con Nuestro Señor) por ninguno de estos motivos: debería abandonarla porque no creo...

    J.R.R. Tolkien


  • Ora posso amare, ora; Ora posso correre e giocare; Ora volo sopra le parole; Sopra tutte le persone; Sopra quella convinzione; Di avere la verita'..

    Giuseppe Povia


  • La puerta de la felicidad se abre hacia dentro, hay que retirarse un poco para abrirla: si uno la empuja, la cierra cada vez más.

    Sören A. Kierkegaard


  • El que no dice la verdad se hace cómplice de los mentirosos y falsificadores.

    Charles Péguy


  • Pertenezco, sin embargo, a esa especie de hombres que están siempre al margen de aquello a lo que pertenecen, no ven sólo la multitud de la que son, sino también los grandes espacios que hay al lado.

    Fernando Pessoa


  • I am the master of my fate: I am the captain of my soul.

    William Ernest Henley


  • Los discípulos de un maestro sufren mucho más que el mártir.

    Nietzsche


  • Las convicciones son más peligrosos enemigos de la verdad que las mentiras.

    Nietzsche


  • Toda verdad, quienquiera que la diga, proviene del Espíritu Santo.

    San Ambrosio


  • el hombre sano, el hombre pleno y el santo tienen algo en común: ser iconoclastas de sí mismos

    Plagium Ludovicus


  • Sólo hay un vicio, un vicio: vivir de té beodo / y no tocar el vino por no soltar verdades. / Sólo una cosa hay necesaria: TODO. / El resto es vanidad de vanidades.

    G. K. Chesterton


  • Si la Iglesia no practica la honradez, está perdida; Si la Iglesia atropella la persona humana, está perdida; Si la Iglesia suplanta con la Ley, la norma, la rutina, la juridicidad y la "política"... a la Justicia y a la Caridad, está lista.

    Leonardo Castellani


  • ¡Qué tu felicidad no se rinda!

    Chicho (el peque)


  • Si tuviera que predicar un solo sermón, sería contra el orgullo.

    G. K. Chesterton


  • la humildad es el fundamento y la conservación en su ser de todas las demás virtudes

    Tomás de Aquino


  • Dame, Señor, el sentido del humor, para que pueda obtener algo de felicidad en esta vida y compartirla con los demás.

    Tomás Moro


  • con el número Dos nace la pena

    Leopoldo Marechal


  • El ser humano es raro. La certeza empacha, la duda genera anorexia. Sólo la verdad alimenta.

    Ludovicus


  • Web Analytics Clicky
  • RSS .

    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan P: Si alguien está determinado a alcanzar la iluminación, ¿cuál es el métod
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan La verdadera visión no es sólo ver viendo, también es ver sin ver. Y la ver
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan Aquí reside la autentica fuerza y riqueza de síntesis del budismo Chan, en
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan «Cuando encuentres adversidad no te sientas trastornado, porque está ahí po
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan «Cuando encuentres adversidad no te sientas trastornado, porque está ahí po
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan Los tres reinos son codicia, aversión y confusión. Abandonar los tres reino
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan …lo más importante es tener una mente estable y decidida. Cuando la tengas,
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan Hui Ko se acercó a su maestro con una pregunta: “maestro, mi mente no
      centromenadel
    • Frases de Bodhidharma
      Bodhidharma Budismo Chan Un Buda es alguien que encuentra libertad tanto en la buena suerte como en
      centromenadel
    • Grietas
      En más de una ocasión me he dicho a mi mismo que por dentro soy/tengo un dique de emociones contenid
      Tabris107
  • RSS .

  • RSS +

A %d blogueros les gusta esto: