SITUACIÓN FAMILIAR

Los motivos que trajeron a Marisa al análisis cuando tenía 20 años y en vísperas de su casamiento, estaban estrechamente vincu­lados con sus dificultades en la introyección: anorexia, temores hipo­condríacos difusos aunque particularmente referidos al tracto oral-digestivo, dudas con respecto a su próximo matrimonio, temor ante las relaciones sexuales y un estado de permanente angustia.

El clima de falsedad y engaño estaba permanentemente pre­sente en la vida de Marisa, incrementando su desconfianza frente a sus objetos e impidiéndole saber qué era y qué tenía.

El padre había pertenecido al servicio diplomático, que final­mente había abandonado para instalar un estudio como abogado. Ella no sabía por qué medios el padre había obtenido su fortuna. La madre había abandonado una carrera universitaria al nacer la paciente, hija mayor, a la que siguió una hermana a los dos años.

El padre era de carácter violento. En ciertos períodos caía en crisis melancólicas con fantasías de suicidio.

La madre, muy seductora, parecía siempre “ocultar cosas”.

La paciente era aparentemente la persona más centrada de la familia, mediadora entre los padres, y entre éstos y la hermana en los frecuentes conflictos familiares, pero siempre enferma física­mente.

 

Anuncios
  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: